Home

 

El poster de los Rolling, el gatito de oro chino, las cientos de revistas de Supermotor, la bicleta, los accesorios de cocina japonesa, la alfombra que te trajiste de Marruecos, tu colección de figuritas de Dragon Ball o la lámpara que te regalaron por tu cumpleaños los compañeros de trabajo… Todas aquellos objetos fetiche que en tu casa te identificaban, ahora ¿qué lugar ocupan en tu nueva vivienda? ¿Tu habitación se ha convertido en el templo de tus recuerdos o se han esparcido y mezclado con el resto de la casa?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s